miércoles, 2 de mayo de 2018

Feliz

Mi Padre me dijo que
Para hacer feliz a una mujer no se necesita mucho,
Pero se necesita mucho.
Es decir, se explicaba mejor,
No se necesita mucho esfuerzo,
Pero se necesita mucha pasión.
No se necesita mucho dinero,
Pero se necesita mucha creatividad.
Para ver si
La mujer que tienes a tu lado está bien,
Tú llévala a pasear, me dijo.
Llévala a los callejones de la ciudad,
Llévala a ver las cosas pequeñas,
Como las ancianas que
Riegan desde los balcones.
Que luego los paseos ayudan también
A enamorarse más, me decía.
Porque cuando usted camina
Los pensamientos estúpidos se deslizan,
Y sólo queda el presente,
La belleza del día, ustedes dos.
Luego, llévala a tomar un aperitivo, me decía:
Esa será la prueba del nueve.
Tomen un buen aperitivo juntos,
Relájese en el paseo,
Beban y coman, ríanse,
Maldita broma.
Y si después del aperitivo te dice:
Todavía tengo hambre, vamos a cenar?
Entonces significa que esa persona
Está muy bien contigo.
Y FELIZ, me decía.
Porque una mujer cuando está bien
Siempre tiene hambre.

Leído en FB, aquí

No hay comentarios :

Publicar un comentario

Gracias por tu comentario!!